1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando…
¿Cómo abrir una escuela de cocina infantil?

¿Cómo abrir una escuela de cocina infantil?

La idea de abrir una escuela de cocina infantil puede ser una iniciativa de negocio de oportunidad, próspero y de poca competencia, de tendencia en la actualidad, toda vez que en los últimos tiempos la preparación de recetas ha dejado de ser una actividad exclusiva de los adultos.

La etapa infantil es la mejor para inculcar una serie de conocimientos a la par de la educación formal, pues la integración y la participación es una condición inherente a la edad, lo cual debe ser aprovechada por los adultos, y constituiría una razón adicional y de gran peso para abrir una escuela de cocina infantil.

Algunos datos para comenzar

Lo primero que debemos conocer es el potencial mercado de la zona donde tengamos proyectado abrir una escuela de cocina infantil, es decir, tener a la mano datos como familias con niños, las edades de los niños, actividades extracurriculares que se ofrecen en el sector y centros parecidos o similares al que concebimos, etc.

Es probable que uno de los principales inconvenientes para esta idea de negocio en especial sea ubicar un local adecuado para nuestro propósito, considerando las características: trabajo con niños, ventilación, ubicación (preferiblemente en la planta baja en caso de que sea un edificio), y las condiciones para el acondicionamiento adecuado.

Conocer las normativas y legislación también es esencial, para esta idea de negocio o cualquier otra, pues cada comunidad tiene sus propios requisitos y exigencias, y lo ideal es cumplirlas a cabalidad para evitar inconvenientes que perturben el curso del negocio una vez haya arrancado.

Si existe la posibilidad de contar con un arquitecto especialista en el área culinaria, sería lo mejor, en virtud de adecuar los espacios que puedan servir para el dictado de por lo menos tres clases en simultáneo, con los metros cuadrados adecuados; con un comedor, área de juegos y descanso, área de servicios y aseo. También debe considerarse la existencia de baños adaptados y acondicionados para los pequeños.

Un mobiliario adecuado que no represente peligro para los niños también debe ser una prioridad a la hora de abrir una escuela de cocina infantil y de hacer las acometidas del espacio, así como pisos anti resbalantes, materiales y equipos no tóxicos, buena iluminación, disposición de todos los servicios básicos, entre otros.

Especialistas dispuestos a enseñar

Si has escogido bien el local donde vas a abrir una escuela de cocina infantil, debes estar seguro de que los aparatos, electrodomésticos y utensilios necesarios para cada clase sean suficientes para los niños, de manera que cada uno aprenda con sus propias herramientas.

En caso de que el espacio sea limitado, el número de niños debe estar controlado. Nunca sobrepases la cantidad de niños por metro cuadrado, pues se sentirán incómodos, recuerda la máxima del espacio vital de cada persona para sentirse confortable, tranquila y confiada.

Por tratarse de una escuela de cocina nueva en la zona, es probable que los primeros clientes sean hijos de tus familiares o amigos, quienes servirán con el boca a boca para darle publicidad a tu negocio.

Contar con lo necesario y más

Al abrir una escuela de cocina infantil ten en cuenta los aparatos y utensilios útiles e imprescindibles para cada clase, con sus respectivos dispositivos de seguridad, como las hornillas, las cuales deben ser, preferiblemente eléctricas, mesones, microondas, licuadora, procesadoras, amasadoras, hornos, nevera, congelador, freidoras, planchas, lavaplatos, dispensadores de agua caliente, enchufes suficientes.

Además de otros implementos como cuchillos, tablas de picar, rodillos, cucharillas, paletas de madera, moldes para hacer galletas, bandejas, tenedores, vasos, tazas de medir y la indumentaria adecuada (gorros, delantales, guantes), entre otros.

Planificar las actividades

Un plan de trabajo o una agenda de actividades diario es una buena forma de informar, sobre todo a los padres, sobre el programa que desarrollarán profesores y alumnos, de manera que cada uno conozca de qué van las clases, qué tienen para aprender en cada jornada y qué resultados esperar de cada clase. Así mismo, la metodología debe darse a conocer para tranquilidad de todos, y que los padres sepan el valor de las clases, contrastando el avance de los niños, el aprendizaje y la experiencia que van adquiriendo.

Un dato importante es ir tomando nota de las preguntas más frecuentes y las dudas más comunes de los niños, a fin de tener todas las respuestas y satisfacer plenamente su curiosidad. Además, debes tener en cuenta las modificaciones a incluir en las cohortes posteriores. Toma en cuenta las edades de los niños y secciona las clases en grupos etarios, por nivel de dificultad y por el tipo de recetas que se van a preparar; de manera de mantener el negocio con un flujo frecuente de alumnos.

¿Cómo dar a conocer tu negocio?

  • La promoción es un elemento muy importante para echar a andar y mantener el negocio tras abrir una escuela de cocina infantil. En esta era de tecnologías de información y comunicación, nuestros dispositivos son nuestros mejores aliados, claro está, contando con la creatividad a la hora de emitir los mensajes.
  • Es preferible buscar un experto en redes sociales para mantener nuestra promoción, tarea que llevan muy bien los community managers, quienes nos harán ganar seguidores.
  • Identificar la época para hacer la promoción, especialmente para los padres que buscan actividades extracurriculares para sus hijos, generar mensajes que atraigan al público, dar consejos y soluciones a problemas comunes en cuanto a la preparación de recetas y ofrecer tips atractivos que generen interés en el público, son parte del impulso que se debe dar al negocio. Las mejores épocas para hacer una promoción con buenos resultados es durante las semanas previas al verano, pues muchos padres deben trabajar sin saber qué hacer con sus hijos mientras están de vacaciones. Recuerda que muchos padres deberán quedarse trabajando y buscan soluciones creativas y seguras para dejar a sus hijos mientras no val al cole.
  • Crea y diseña una página web que ofrezca toda la información necesaria, y que sea lo suficientemente atractiva como para que los usuarios naveguen y encuentren respuestas a sus preguntas, dudas y curiosidades.

Recuerda considerar aspectos relevantes como:

  • Ubicar una zona en crecimiento y auge económico
  • Acondicionar el local de manera de que se vea cómo, atractivo y bien dotado.
  • Cuida que la decoración y los colores del ambiente sean los suficientemente atractivos, con luminosidad agradable.
  • Trata de planificar actividades en varios horarios, especialmente en época de vacaciones.

Viste también estos artículos...

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *