¿Dónde puedo celebrar cumpleaños infantiles de forma segura?

¿Dónde puedo celebrar cumpleaños infantiles de forma segura?

La propagación del Covid-19 ha hecho que la realidad haya dado un giro inesperado, y la nueva normalidad implica distanciamiento social, usar tapabocas todo el tiempo, lavarse las manos con mayor frecuencia y evitar tocarse la cara. Escuelas, liceos, colegios y universidades han resuelto su día a día a través de la educación a distancia, y las empresas y organismos públicos ajustan sus horarios y condiciones para disminuir la presencialidad y evitar la propagación del virus.

Pero, ¿qué hay de las celebraciones con la familia? Pues, estas pasaron de ser multitudinarias a estar cada quien en su casa y conectados mediante dispositivos electrónicos; o reducidas, con menos niños y pocos padres. Sin embargo, no podemos acabar con la ilusión de los cumpleaños, por lo que debemos buscar opciones para celebrar cumpleaños infantiles de forma segura.

Sin dejar de lado la necesidad de cuidarnos para no contraer el coronavirus, proponemos algunas opciones para celebrar cumpleaños infantiles y hacer de este un momento inolvidable que haga sentir especial al cumpleañero y los invitados disfruten de la velada sin riesgos.

Ideas para celebrar cumpleaños infantiles de forma segura

En un parque

Disfrutar de la naturaleza es algo que a los niños les encanta, y más si están en compañía de sus amigos y familiares cercanos. Lo ideal sería organizar un picnic, hacer recorridos por el parque que escojan, hacer juegos de grupos, ofrecerles bebidas y comidas que estén envasadas en forma individual para evitar el contacto e intercambio de vasos, cubiertos, platos, etc., minimizar el riesgo de contagio, y compartir una tarde diferente.

A la hora de picar la tarta ya no será como antes, cuando el cumpleañero soplaba con fuerza para apagar las velas. Lo mejor es cantar, aplaudir y, al momento de soplar, dejar las velas en la porción que será del cumpleañero.

Sala de escape

Las salas de escape se han puesto de moda y funcionan a la hora de celebrar cumpleaños infantiles de forma segura, toda vez que el cumpleañero comparte con un número determinado de invitados y todos viven la aventura de escapar, acertando o adivinando las respuestas que abrirán las puertas para salir de la habitación.

Estas salas suelen tener actividades didácticas, con las cuales, además de divertirse, los niños aprenderán sobre la temática de la sala, al tiempo que deberán ser creativos y poner la imaginación a volar para poder escapar.

Con la nueva normalidad por el Covid-19, estas salas se han adaptado para cumplir con las normas de bioseguridad, y ofrecen menús para dar a los amiguitos, así como el espacio para picar la tarta al cumpleañero.
¿Cómo hacer una tarta de cumpleaños?

Centro de juegos para niños

Jugar, saltar, gritar, correr y divertirse es todo lo que los niños esperan hacer cuando son invitados a una fiesta infantil, de manera que un centro de juegos para niños puede ser otra opción para celebrar cumpleaños infantiles de forma segura, siempre y cuando tengan las medidas recomendadas para alejar el contagio del virus.

Camas elásticas, piscinas de pelotas, pistas de baile con monitor, castillos inflables, pistas de carreras, videojuegos, son algunas de las atracciones que ofrecen estos lugares, donde además puedes ofrecerles una deliciosa merienda y la tradicional tarta.

Líneas de bolera

Jugar a los bolos es algo que siempre resulta divertido, tanto para chicos como para grandes, y es un lugar que resulta cómodo para los padres del cumpleañero y sus amiguitos.

Armar los equipos y contratar un par de líneas de bolera es una actividad donde los pequeños la pasarán genial. También tendrás la opción de darles un refrigerio, guardando las normas para evitar la propagación del Covid-19, picar la tarta, tomar montones de fotografías y pasar una tarde diferente y divertida.

Una tarde para disfrutar cocinando

Otra opción tan enriquecedora como sabrosa es Kitchen Academy, donde te garantizamos celebrar cumpleaños infantiles de forma segura, y con todo lo necesario para satisfacer la curiosidad de los niños en materia gastronómica.

Un cumpleaños infantil en Kitchen Academy servirá para que tanto el cumpleañero como sus amiguitos aprendan sobre cómo preparar panes, guisos, aderezos, rellenos; también conocerán el origen de diferentes comidas del mundo, sobre todo de las más famosas y extendidas por todo el planeta, como pizzas, hamburguesas, tortilla de patatas, baguetes, tortillas mexicanas y postres deliciosos.

Al llegar, los pequeños serán recibidos por un equipo de expertos, quienes les darán una primera charla sobre los cuidados que deben tener con utensilios y el manejo seguro de los equipos que funcionan en una cocina. Además, recibirán las instrucciones sobre la higiene que se debe tener, especialmente con los alimentos y el lavado de manos antes de manipularlos.

Las celebraciones de cumpleaños infantiles en Kitchen Academy son temáticas, y son los niños quienes escogen el menú que más les agrade, tanto para su preparación como para su degustación y disfrute final.

Nos adaptamos a la nueva realidad

En Kitchen Academy nos asesoramos con expertos para adaptar espacios y cumplir las condiciones para poder ofrecer tranquilidad y seguridad, tanto a los padres como a los niños, a la hora de celebrar los cumpleaños infantiles. Nuestras medidas especiales COVID19 contemplan espacios limpios y desinfectados con mayor frecuencia (desinfección nocturna), con equipos de ozono y rayos ultravioleta.

  • Hemos reducido el aforo, por lo que se ofrece un máximo de 20 plazas.
  • La organización de las actividades es secuencial, a fin de evitar que coincidan varios grupos simultáneamente.
  • Existen zonas de trabajo en el espacio designado para las aulas cocina, así como utensilios específicos por cada niño, a fin de evitar el intercambio de objetos y procurando que se mantenga el distanciamiento entre ellos.
  • La limpieza ha sido reforzada, de manera que se realiza con mayor frecuencia y con métodos de desinfección, como parte del proceso educativo y de trabajo con los niños. Además, aplicamos limpieza especial del menaje de cocina, así como lavado de delantales a altas temperaturas, a fin de evitar el contagio.

La celebración de cumpleaños infantiles en Kitchen Academy es una de las mejores opciones, como experiencia culinaria y diversión en grupo que quedará para el recuerdo.

actividades para hacer en familia

Actividades que se pueden hacer en familia

El día a día de cada familia está dividido entre las labores del hogar que cada quien realice, asistir al colegio, al trabajo, practicar algún deporte, preparar las comidas y de vez en cuando hacer cosas de manera conjunta, como comer, salir de compras o ver televisión.

Sin embargo, es necesario fomentar la unión a través de algunas actividades para hacer en familia, de manera de consolidar las relaciones, conocernos mejor, darnos ánimo, y en definitiva, crear recuerdos que perduren por siempre. La lista de todo lo que podemos hacer en grupo puede ser tan larga como nuestra creatividad nos lo permita; desde actividades al aire libre, hasta organizar estantes, practicar bailes, hacer algún deporte o un taller de cocina en familia.

Importancia de las actividades para hacer en familia

La sana convivencia es uno de los ideales de quienes son cabeza de familia, pues se trata de mantener la unión y la armonía en un espacio que se comparte, con todo lo que eso implica: satisfacción de necesidades básicas, individuales y grupales; cumplimiento de obligaciones por parte de cada miembro del grupo. Además están las necesidades de recreación, diversión y distracción, las cuales deben formar parte de los planes que se lleven en conjunto para que puedan ser cumplidas y disfrutarlas.

Organizar actividades para hacer en familia y pasar tiempo de calidad entre todos es una forma de demostrarles a los niños, especialmente, que nos importa todo lo que concierne a su personalidad como individuos: sus planes, sus gustos, necesidades y prioridades.

También es la oportunidad de establecer los límites necesarios, de enseñarles lo que está bien o no; y favorece otros elementos como el aprendizaje, el autoconocimiento, al tiempo que se mejoran las relaciones y fortalecemos la empatía, comprensión y los valores necesarios en la formación de su personalidad.
Actividades que se pueden hacer en familia

Algunas actividades para hacer en familia

Leer juntos

El hábito de la lectura es uno de las mejores herencias que podemos dejarles a nuestros hijos; bien de libros que tengamos en casa o que podamos descargar desde cualquier dispositivo. Lo importante es que se dedique un tiempo a explorar autores, cuentos, novelas, biografías para compartir impresiones y conocer mejor el mundo a través de todo lo que despierta la lectura.

Ver películas

Afortunadamente el desarrollo tecnológico nos ofrece la opción de escoger cualquier serie o película en cualquier momento del día, lo que en definitiva nos ayuda como familia a programarnos para seleccionar aquello que sea del interés de todos. Bien sea en la casa o ir al cine, la idea de ver películas es una actividad para hacer en familia que fomenta la buena convivencia y estrecha los vínculos familiares, y será una experiencia que los niños siempre recordarán.

Juegos de mesa

Darle una tregua al celular y al ordenador para sentarnos alrededor de una mesa y jugar, es una forma de acercarnos y disfrutar en familia. Existen cientos de juegos de mesa que se adaptan a todas las edades y los gustos y no se requiere de mucha infraestructura ni movilización; solo se debe tener la disposición de conocer las reglas y de seguir el ritmo que exija cada juego.

Practicar algún deporte

Salir a escalar una montaña, ir a un campo deportivo, trotar, caminar o hacer una rodada en bici también son actividades que fomentan la unión y brindan tiempo de calidad con la familia. Solo basta un poco de organización y acuerdo entre todos para fortalecer los músculos, acelerar la respiración, sudar y disfrutar.

Organizar y redistribuir espacios

Siempre están aquellas tareas que vamos postergando para cuando tengamos tiempo, las cuales pueden resultar entretenidas y divertidas para hacer en grupo.Organizar armarios, despojarnos de objetos viejos o rotos, reasignar espacios y hasta hacer pequeños cambios en la decoración también son actividades útiles y entretenidas.

Cocinar en familia

Está visto que la cocina es el centro de reunión de la familia y es el lugar donde coinciden grandes y chicos; aprovechar el gusto por las comidas y la necesidad de alimentarse para compartir recetas, preparaciones y degustaciones también contribuye a estrechar los lazos familiares.

Cocinar en casa supone la utilización de ingredientes frescos, bien lavados y procesados, lo que redundará en la buena salud de todos en la familia; pero, cocinar en familia es también una de las actividades más provechosas, pues se brinda un tiempo de calidad mientras se estrechan los vínculos y se transfieren conocimientos de gastronomía a los más pequeños de la casa.

La comida hecha en casa garantiza menús equilibrados, completos a la vez que promueve la comida casera tradicional, bien proveniente de los padres o de los abuelos. Cocinar en familia también da la oportunidad a todos los miembros de tomar decisiones, asumir responsabilidades y considerar su opinión en cuanto a la conformación del plato, la preparación de los alimentos y la forma de procesarlos.

Una escuela de cocina

Uno de los grandes aliados de las familias por promover precisamente esta actividad para hacer en familia es un taller de cocina, donde bajo la instrucción de expertos, todo el grupo familiar aprende, se actualiza y amplía sus conocimientos en materia culinaria. Cada vez son más las familias que buscan este tipo de actividades con fines de distracción, aprendizaje y unión de todo el grupo, donde participan adultos, niños y adolescentes.

Cocinar en familia y aprender a elaborar recetas con los niños contribuye con el desarrollo de sus capacidades, al tiempo que aprenden de áreas como matemáticas, economía, química, biología y hasta de física, debido a todo lo que ocurre en cada preparación. En los talleres de cocina todo el grupo se familiariza con todo tipo de alimentos, y aprende a diferenciar los que son sanos y cómo benefician al organismo de acuerdo a la edad, al estilo de vida y a las necesidades nutricionales de cada etapa.

Además, se aprende a combinar ingredientes para sacar mejor provecho de los nutrientes que contienen los cereales, frutas, lácteos o verduras, así como de los que son fuentes de energía, como las grasas, carbohidratos o azúcares provenientes de los productos naturales.

Disfruta de tu cumpleaños en Kitchen Academy

Disfruta de tu cumpleaños en Kitchen Academy

Cumplir años siempre es motivo de celebración, especialmente si se trata de los niños, quienes ven con ilusión la llegada de esa fecha, pues se convierten en el centro de atención y son complacidos en todos sus antojos.

Las celebraciones de los cumpleaños infantiles han evolucionado de tal manera que ya no nos conformamos con la tradicional fiesta con su tarta, música, payasos y recreadores, sino que han cambiado, llegando a celebrarse en los cines, los parques, las piscinas, pistas de patinaje y otras locaciones, claro, tomando en cuenta siempre los gustos del cumpleañero como centro de la celebración.

Cumpleaños en Kitchen Academy

Una de las opciones de celebración es la del cumpleaños en Kitchen Academy, donde la diversión está enfocada en que el cumpleañero disfrute con sus amigos preparando ricos platos. Si quieres regalar una fiesta de cumpleaños sorprendente y original, la mejor opción es un taller de cocina en el que se cultive el amor por la gastronomía, especialmente en los niños.

Una tarde en un taller de cocina para celebrar el cumpleaños en Kitchen Academy será la ocasión ideal en la que los niños sentirán la magia de las mezclas, la aparición de sabores, los olores y todo lo que encierra la preparación de ricos alimentos que después serán la sensación en cada degustación.

Una tarde diferente en un lugar especial

Las aulas-cocina de Kitchen Academy son excelentes para la diversión y la preparación de recetas; tienen la disposición, el tamaño y el acondicionamiento necesarios de manera que cada participante cuente con un espacio cómodo y listo para pasar un rato inolvidable en un cumpleaños en Kitchen Academy.

Los niños tendrán su charla de bienvenida así como las primeras instrucciones por parte de los expertos, para luego darle rienda suelta a la imaginación, siempre cumpliendo las pautas para trabajar de manera segura. Después será su actuación como cocineros certificados para comenzar una jornada de diversión, con su respectivo delantal y siguiendo los pasos de una limpieza y orden seguros.

Escoger el menú y poner manos a la obra

Un cumpleaños en Kitchen Academy es asegurarse los mejores recuerdos que los niños pueden atesorar durante muchos años, pues lo que aprendan podrán aplicarlo a lo largo de sus vidas. La mejor experiencia que puede tener un niño en una celebración especial como su cumpleaños es la de compartir con sus amigos el resultado de la selección y elaboración de su propio menú.

El programa de celebración incluye dos horas y media de conocimiento y práctica, mezclas, preparaciones y al final la degustación del resultado de su esfuerzo. La experiencia de celebrar un cumpleaños en Kitchen Academy resulta tan divertida e inolvidable que los pequeños buscan repetirla, inclusive con nuevos grupos de amigos, pues su curiosidad y disposición por lo novedoso y delicioso resultan insaciables.
Disfruta de tu cumpleaños en Kitchen Academy

Temas y menús de acuerdo a sus gustos

Celebrar un cumpleaños en Kitchen Academy es tener la posibilidad de escoger entre una gama de menús que se adaptan a los gustos de grandes y pequeños. Cada una de las opciones representa una propuesta balanceada y todas están cargadas de historia e identidad, lo cual se convierte en tema de conversación entre instructores y participantes; además del toque curioso y divertido que cada quien aporta según su experiencia.

Los menús a escoger son variados y resultan atractivos a los gustos de los pequeños, pues son la tortilla española, tan tradicional como sabrosa; la hamburguesa, que representa la comida más popular de Estados Unidos y envuelve opciones de sabores en su salsas. También está la pizza, cargada de cultura italiana y llena de sabores de los mejores ingredientes; las tortillas, que nos hablan del pueblo azteca y sus costumbres, y la baguette, cargada de la tradición culinaria francesa.

Rica tortilla de patatas

Si la selección es la tortilla española, los niños comienzan participando en la limpieza y corte de los ingredientes; incluyendo las cebollas, las patatas, la disposición de los huevos y la preparación de los aliños que le darán el toque distintivo. Lista la mezcla, resta preparar el horno para que en cuestión de minutos se obtenga el más sabroso resultado.

Una apetitosa hamburguesa

Al escoger el plato más popular de los estadounidenses, los participantes de la celebración comenzarán por la preparación de la masa para hacer los ricos panes; quedarán maravillados con la magia de la levadura, el amasado y horneado. Sabrán cómo procesar la carne, los aderezos y mezclas necesarios para lograr ese sabor, la textura jugosa y tan singular.

La suculenta pizza

Un plato que goza de gran popularidad entre los niños es la pizza, cuyos componentes contribuyen a dar los sabores preferidos por todos. En la preparación de este plato los niños comienzan amasando la harina y conociendo todos sus secretos; cada uno hará su propia pizza, sabrán manejar el rodillo y darle forma a lo que después será la más exquisita degustación.

Fajitas mejicanas

La tradición azteca también es una opción para disfrutar, con unas exquisitas tortillas mejicanas cuyos rellenos podrán escoger a gusto. La elaboración de las tortillas forman parte de la formación y de la diversión; los rellenos y aderezos también serán de acuerdo con las preferencias de cada participante.

Deliciosas baguettes

De Francia la opción son las baguettes rellenas, cuya preparación también está en manos de los niños y los rellenos dependerán de sus preferencias. Cada plato tiene como premio un rico postre tradicional de cada país, como representación del buen gusto y la cultura que los caracteriza, que son el bizcocho español, la tarta de zanahoria, el bizcocho italiano, pastelitos de maíz con dulce de leche y deliciosas magdalenas.

 

Los más pequeños deben aprender a cocinar

Los más pequeños deben aprender a cocinar

Las redes sociales, los programas de televisión, concursos nacionales e internacionales, todo apunta a que toda la familia debe formar parte de la cocina y que también los más pequeños deben aprender a cocinar. Más que una tendencia, acercarse a la cocina, conocer sus secretos y cultivarse cada día más es parte de la formación incluso de los niños, sobre todo porque se despierta en ellos el interés por comer bien, de forma variada y saludable.

Una de las ocasiones que bien pudiera tener un momento especial en este arte es el cumpleaños de cocina infantiles, que sería la oportunidad de vivir un momento de diversión mientras se aprende sobre la magia y los secretos de la gastronomía.

¿Por qué los más pequeños deben aprender a cocinar?

Son muchas las escuelas de gastronomía que diseñan programas especiales para incluir a los niños, pues en la edad infantil la curiosidad, el interés por lo nuevo y la creatividad son factores que deben ser aprovechados para proporcionarles una enseñanza integral y útil para el resto de su vida. En esta etapa, los niños descubrirán lo rico que es comer los alimentos que más les gusta y lo divertido de aprender a combinar, mezclar, amasar, picar y todas las técnicas que se aplican para hacer las preparaciones más creativas y sabrosas.

Otra de las razones por las que los más pequeños deben aprender a cocinar  es que se familiarizarán con los utensilios, las hornillas, los enseres y aprenderán a darles el uso adecuado y a tener más respeto por el fuego, los filos, las ralladuras y todo lo que encierra el mundo culinario.

En familia o con los amiguitos

El tiempo en el que los niños estaban excluidos de la cocina por temor a un accidente quedó en el pasado; hoy en día nos atrevemos a incluirlos y a que formen parte de todo el proceso creativo que significa un plato; bien una entrada, plato fuerte, postre o merienda.

Y qué mejor manera de aprender que teniendo a los amiguitos como compañeros para celebrar un cumpleaños único en un taller de cocina; o estar con papá y mamá aprendiendo junto a ellos y degustando el resultado final de una jornada tan instructiva y enriquecedora como sabrosa.

Los programas propuestos por Kitchen Academy incluyen desde los datos más básicos, charlas sobre cuidados en la cocina, tips sobre combinaciones y secretos para lucirse en cualquier preparación.
Los más pequeños deben aprender a cocinar

Ventajas de que los niños aprendan a cocinar

Precisamente, una de las ventajas que encontramos en esto de que los más pequeños deben aprender a cocinar es que reconozcan y apliquen los conocimientos de cuáles son los alimentos más adecuados para cada ocasión, qué incluye cada menú y cómo hacer combinaciones que además de satisfacer el apetito provoquen admiración en los comensales.

Además, los niños encontrarán en un taller de cocina diseñado especialmente para ellos:

  • Una motivación que avivará su creatividad y orientación por el buen gusto.
  • Al combinar arte y ciencia, aprenden además sobre ciencia y estética, aplicando las mejores técnicas para ser eficientes, potenciar sabores y sacar más provecho a los ingredientes.
  • Mejoran su motricidad fina y coordinación manual, lo cual se verá en la precisión que van alcanzando progresivamente en las actividades donde se requiere el trabajo simultáneo de manos, ojos, dedos, brazos, etc.
  • Desarrollo del bueno gusto por la buena cocina; combinación de sabores, formas de presentar los platos, sentido común en cuanto a cantidades y la curiosidad por probar nuevos sabores y alimentos desconocidos para ellos.
  • Aprender sobre olores, texturas y sabores, así como a apreciar el valor nutricional de cada ingrediente.
  • También adquieren el conocimiento necesario para interpretar las etiquetas de los productos del mercado, su contenido, los ingredientes y qué tan buenos o perjudiciales son para el organismo. Algo a lo que casi nadie le presta atención y que se convierte en una razón más por la que los más pequeños deben aprender a cocinar.
  • Aumenta y fortalece su autoestima, motivados por el nuevo conocimiento y el aprendizaje que luego aplicará en su entorno familiar; pues aprender haciendo es una de las formas más efectivas para observar el avance y seguir mejorando en todo lo que incluye la cocina.
  • Además, al ser tomados en cuenta en las decisiones sobre diseño del menú, la compra de ingredientes y la forma de prepararlos les da la ocasión de participar en una de las actividades más importantes de la casa.
  • Aprenden a trabajar en equipo y a desarrollar mejor sus destrezas comunicacionales y de organización. Las habilidades sociales son un plus en la actualidad, época caracterizada por el crecimiento y fortalecimiento del individualismo.
  • La cocina para los niños resulta ser también una ventana hacia otras culturas, pues aprenden sobre orígenes de ingredientes, costumbres de cómo preparan los alimentos en otros países, nuevos productos, cómo llegaron al país y qué platos típicos identifican a cada nación.
  • Aprenden a tomar decisiones, lo que los va preparando para ser líderes, para asumir responsabilidades y enfrentar el producto de sus decisiones.
  • Otra de las razones por la que los más pequeños deben aprender a cocinar es por la relación estrecha que existe entre cocina y ciencias, como las matemáticas, la física, química; en momentos de calcular cantidades, pesar ingredientes, provocar reacciones entre aderezos, aliños, cocciones, cambios de sabores, colores y texturas, entre otros.
  • Y por último, pero de gran importancia, aprenderán sobre los hábitos saludables de la alimentación, lo que les estará dando para el futuro una vida alejada de enfermedades.
  • Los niños que se involucran en la cocina conocen las propiedades de los alimentos, las mejores técnicas para cocinarlos y aprovechar adecuadamente sus bondades; las combinaciones más apropiadas para obtener de ellos lo que beneficia al organismo y la regularidad con la que se deben comer.

Esto no se logra con unas cuantas charlas, sino que se aprende mejor estando en contacto directo con los alimentos, lo que seguramente los inducirá a llevar una vida más sana en cuanto a la alimentación y a ser más responsable de lo que consumen.

¿Cómo organizar una actividad extraescolar?

¿Cómo organizar una actividad extraescolar?

Las actividades extraescolares son muy frecuentes en las instituciones educativas, debido a que representan un plus en el aprendizaje de los niños y resultan en motivar y mejorar las habilidades de los más pequeños en áreas que no están contempladas en el programa habitual. Organizar una actividad extraescolar implica pensar concienzudamente en aquello que conviene a todos los niños y que les sumará a sus habilidades, a sus gustos, preferencias y a la distensión, es decir, una actividad que no represente más estrés.

Actualmente, las actividades extracurriculares están muy bien valoradas gracias a que los niños cada vez son más curiosos y pocas veces se sienten satisfechos con las respuestas que consiguen de buenas a primeras, siempre quieren saber más, explorar más y entender mejor el mundo que les rodea.

Las actividades extracurriculares que son más frecuentes son música, manualidades, deportes, otros idiomas, baile, canto, teatro; sin embargo, existe un mundo que envuelve muchas de las áreas científicas que se dan en clases, y ese mundo inmenso es la cocina.

Distintas formas de organizar una actividad extraescolar

Algunas instituciones optan por organizar visitas escolares a espacios que son novedosos para los niños y que despiertan la curiosidad. Uno de esos espacios es Kitchen Academy, cuyas áreas están pensadas para que los niños encuentren allí un lugar donde compartir experiencias más allá de las aulas, con objetos y utensilios que en muchos casos no pueden usar debido al riesgo que representan.

Una visita escolar a Kitchen Academy

En Kitchen Academy las visitas escolares son uno de los platos fuertes en materia de enseñanza, debido a que los niños tienen esa curiosidad natural y espontánea que debe ser aprovechada para enriquecer sus conocimientos. Esa naturaleza curiosa sirve de soporte para introducir conceptos de ciencias como biología, química o matemáticas, disciplinas científicas que siempre están presentes en la cocina, además de otros más avanzados como en el área de la física, la salud, la alimentación y hasta de lenguaje.

Organizar una actividad extraescolar puede incluir nuestras visitas escolares, las cuales están pensadas para todos los niños en edad escolar, con la ayuda del resto de la comunidad educativa, profesores y padres y representantes. Todos tienen conciencia de la necesidad de ampliar el campo de aprendizaje de los niños, sobre todo los profesores, quienes están en la constante búsqueda de métodos de enseñanza de calidad, y más atractivos y efectivos.

Una alianza para beneficio de los niños

Una de las formas de organizar una actividad extraescolar es generando alianza y vinculación con los profesores, con quienes trabajamos para tener mayores datos acerca de las materias que requieren refuerzo en sus estudiantes. Cada profesor sabe las debilidades y fortalezas de su grupo, por lo tanto, busca disminuir las brechas que por naturaleza se generan entre los niños para que todos avancen al mismo ritmo y tengan las mismas oportunidades.

En esta fase Kitchen Academy busca fomentar el interés y avivar la curiosidad para que los niños encuentren en esta actividad la forma de aprender sobre otras disciplinas, mediante la observación y la experimentación in situ en actividades que impliquen otros campos.

Tres fases para realizar una actividad extraescolar

Las visitas que se pueden organizar como una actividad extraescolar incluye la dotación de un material audiovisual que los profesores podrán ver para conocer las actividades que desarrollarán los niños y que también los niños verán para ir adentrándose en el tema culinario. En esta fase hay un materia que es de uso exclusivo de los profesores.

Para la visita de cada curso se cuenta con materiales diferentes que van con la edad de los niños, y por lo tanto con los contenidos necesarios para ampliar sus conocimientos.

Después se concreta la visita y se da la actividad; son dos horas que tendrán los niños para elaborar dos platos, así como la degustación, una actividad en la que ellos expresan sus vivencias y donde se evidencia el aprendizaje, a través del entusiasmo de haber vivido esa experiencia y de disfrutar del resultado final.
¿Cómo organizar una actividad extraescolar?

Más que una experiencia

La visita escolar a Kitchen Academy como forma de organizar una actividad extraescolar, es una experiencia que incluye a la cocina, ese quehacer tan cotidiano pero que a veces es tan ajeno a los niños, y todos sus secretos, relacionándolo con los conceptos y demás contenidos de las materias que ven en clase. La experiencia de la visita escolar, además de incluir conceptos y conocimiento en nutrición, buena alimentación y su relación con una vida saludable, sirve para sacar de ellos sus habilidades en espacios que no son habituales.

Además, aprenderán acerca de todo lo que se debe saber en materia de gastronomía, combinaciones, platos, cultura, herencias, origen de ingredientes, cómo se comportan o reaccionan al calor, qué importancia tienen, y un sinfín de datos que servirán para otras áreas de su aprendizaje.

La riqueza de la información que cada niño se lleva, así como el entusiasmo de haber aprendido haciendo y de compartir experiencias más allá del aula de clases con sus compañeros, no solo servirá para saborear el resultado final, sino que seguramente seguirá aprendiendo y pidiendo más actividades con esta.

Un aporte de gran valor

Nuestro aporte está en despertar en los niños el interés por participar en un espacio donde nacen los platos que forman parte de sus comidas, de que conozcan mejor la combinación de alimentos, de la importancia de una buena alimentación, y que encuentren un conocimiento adicional en la formación gastronómica.

Además, están incluidos otros beneficios como el conocimiento y la práctica de hábitos de higiene, la alimentación saludable, la combinación de diversión y aprendizaje y la importancia del trabajo en equipo, lo cual fortalece valores como el compañerismo, la empatía, la solidaridad, alcanzar el bien común y la meta final.

Los talleres de cocina para niños también están enfocados en apliquen esos conocimientos con su familia, y que al llegar a casa estarán entusiasmados para poner en práctica su creatividad en un campo en el que pocas veces participan.

¿Por qué es importante el trabajo en equipo?

¿Por qué es importante el trabajo en equipo?

El trabajo en equipo es una de las mejores demostraciones de que en la unión está la fuerza, pues entre varios individuos logran grandes metas, especialmente en las organizaciones y empresas donde es importante identificar las debilidades y fortalezas de cada persona. Trabajar en equipo supone que cada integrante desempeñe un rol en función de lo que se quiere lograr, con la conciencia de la importancia del papel que debe cumplir.

Una muestra de lo importante que es el trabajo en equipo es que cada vez más empresas están a la caza de oportunidades donde los empleados puedan poner en práctica las dinámicas de grupo, mediante las cuales se observa cómo actúa cada empleado. Una de esas actividades para hacer trabajo en equipo es el teambuilding de cocina, diseñado por Kitchen Academy con la idea de ofrecer jornadas que incluyan experiencias en grupo para que compartan y conozcan el desempeño en diferentes escenarios.

Más que trabajo en equipo

Las vivencias que se promueven en el teambuilding de cocina dan la oportunidad de conocerse entre todos más allá del entorno laboral, y constituye una ocasión para que cada uno saque lo mejor de sí. Toma de decisiones, iniciativa acordes con el momento, así como la creatividad quedan expuestas en una tarde de aprendizaje para compartir en grupo y luego disfrutar del resultado final.

En la cocina aprendizaje y entretenimiento

No queda duda de que la cocina es un espacio en el que confluyen ideas, propuestas, experiencias y algo de experimentación, pues a la hora de hacer cualquier preparación siempre hay algo que aportar. Pero también es el lugar en el que surgen oportunidades de hacer un trabajo en equipo y dar con las mejores propuestas para alcanzar un objetivo.

Es posible que en medio de una mezcla de ingredientes surjan opiniones diferentes, y allí salga la ocasión de llegar a un consenso y de mantener la armonía, o que se genere una discusión que al final lleve a un resultado en el que todos hayan participado. Aprender en medio del entretenimiento es un conocimiento que se mantendrá más allá de la experiencia vivida.

La cocina y el trabajo en equipo

Cuando se trabaja en equipo se obtiene un doble beneficio; pues, por una parte se optimizan y aligeran los procesos; y en las preparaciones estas dos ventajas son evidentes. Por otra parte está el beneficio de los resultados, los cuales siempre son de mejor calidad, debido a que confluyen las nuevas ideas, la experiencia y el acuerdo.

En la elaboración de un plato la gestión del tiempo es un factor crucial, en aspectos como la cocción, el enfriamiento, el alcance de las texturas, los sabores, en función de lo que el equipo decida dejar una preparación. Vivir la experiencia de un teambuilding de cocina, sin duda mejorará el clima laboral, pues así como en la cocina, en la empresa las obligaciones se transforman en retos compartidos, y los buenos resultados motivan a seguir trabajando en equipo y en armonía.

Compartir vivencias y experiencias en un espacio fuera del entorno laboral da herramientas de trabajo, mayor libertad de pensamiento y de opinión, y la seguridad de que el trabajo colaborativo, compensa a nivel individual y grupal.

Ventajas del trabajo en equipo

Cuando se trabaja en equipo, las empresas perciben que el grupo se fortalece, además de que:

  • Los talentos y las habilidades se complementan.
  • Mejora el aprendizaje a través de los conocimientos compartidos.
  • Las debilidades se van disipando.
  • Aumenta la confianza del entorno laboral y confían unos en otros.
  • Mejora el sentido de pertenencia
  • Aumenta la felicidad y la gratitud en el trabajo pues el éxito también es compartido, así como los objetivos de todo el equipo.
  • La soledad y el aislamiento disminuyen progresivamente.
  • Los alcances de las metas en equipo son mayores y benefician individualmente a cada miembro del grupo.
  • Queda en evidencia la personalidad de cada empleado.
  • Los conflictos se resuelven de mejor manera, pues se encuentran nuevas ideas.
  • Si dos cabezas piensan mejor que una, la experiencia se eleva cuando el grupo es más grande, y la sumatoria de todos los pensamientos, sin duda, dará un resultado satisfactorio.
  • La diversión siempre está presente; disfrutar del trabajo en equipo mejora además la comunicación y promueve la convivencia sana al tiempo que hace que cada proyecto sea más disfrutable.

Otra ventaja del trabajo en equipo es la motivación por desempeñarse en un espacio organizado y ordenado, lo cual da una valoración positiva al trabajo, y en la cocina hace que el trabajo sea más eficiente y limpio. Un teambuilding como los que están diseñado en Kitchen Academy pone a prueba la habilidad, capacidad de negociación, el trabajo colaborativo, la paciencia y muchos otros aspectos de la personalidad de cada quien para que demuestren sus fortalezas.
¿Por qué es importante el trabajo en equipo?

Menús para todos los gustos

Parte de la experiencia de un teambuilding de cocina está en el menú que escoja cada equipo y mediante el cual podrán poner a prueba juegos que les permitan sortear obstáculos, ideas innovadoras, ingredientes para realzar sabores, etc.

El menú incluye un taller de arroces y tapas cuyo desarrollo dependerá del número de integrantes y de los equipos, donde están arroz caldoso, un delicioso risotto de setas, espirales de hojaldre de salmón, gazpacho de remolacha con queso, y los postres más exquisitos del recetario tradicional del mundo: tiramisú y costrini de pera caramelizada con queso.

El final es de antología, pues se degustan todos los platos preparados al tiempo que se comparten opiniones, comentarios y experiencias, especialmente en la forma como se conformaron los grupos, como se dividió el trabajo o se distribuyeron las cargas, como trabajaron y alcanzaron la meta de realizar una deliciosa preparación.

La experiencia vivida en un teambuilding de cocina, donde participen miembros de todas las jerarquías de la organización, seguro redundará en beneficios del trabajo en equipo de la empresa, pues esta servirá como referencia para dirimir situaciones conflictivas que se presenten y conciliar en casos necesarios.

La propuesta de Kitchen Academy es brindar a las empresas opciones de formación de una actividad cotidiana presentada como un hecho extraordinario, donde confluyen el talento, la creatividad y las expectativas de alcanzar un resultado en el que cada quien aportó su granito de arena.

¿Cómo abrir una escuela de cocina infantil?

¿Cómo abrir una escuela de cocina infantil?

La idea de abrir una escuela de cocina infantil puede ser una iniciativa de negocio de oportunidad, próspero y de poca competencia, de tendencia en la actualidad, toda vez que en los últimos tiempos la preparación de recetas ha dejado de ser una actividad exclusiva de los adultos.

La etapa infantil es la mejor para inculcar una serie de conocimientos a la par de la educación formal, pues la integración y la participación es una condición inherente a la edad, lo cual debe ser aprovechada por los adultos, y constituiría una razón adicional y de gran peso para abrir una escuela de cocina infantil.

Algunos datos para comenzar

Lo primero que debemos conocer es el potencial mercado de la zona donde tengamos proyectado abrir una escuela de cocina infantil, es decir, tener a la mano datos como familias con niños, las edades de los niños, actividades extracurriculares que se ofrecen en el sector y centros parecidos o similares al que concebimos, etc.

Es probable que uno de los principales inconvenientes para esta idea de negocio en especial sea ubicar un local adecuado para nuestro propósito, considerando las características: trabajo con niños, ventilación, ubicación (preferiblemente en la planta baja en caso de que sea un edificio), y las condiciones para el acondicionamiento adecuado.

Conocer las normativas y legislación también es esencial, para esta idea de negocio o cualquier otra, pues cada comunidad tiene sus propios requisitos y exigencias, y lo ideal es cumplirlas a cabalidad para evitar inconvenientes que perturben el curso del negocio una vez haya arrancado.

Si existe la posibilidad de contar con un arquitecto especialista en el área culinaria, sería lo mejor, en virtud de adecuar los espacios que puedan servir para el dictado de por lo menos tres clases en simultáneo, con los metros cuadrados adecuados; con un comedor, área de juegos y descanso, área de servicios y aseo. También debe considerarse la existencia de baños adaptados y acondicionados para los pequeños.

Un mobiliario adecuado que no represente peligro para los niños también debe ser una prioridad a la hora de abrir una escuela de cocina infantil y de hacer las acometidas del espacio, así como pisos anti resbalantes, materiales y equipos no tóxicos, buena iluminación, disposición de todos los servicios básicos, entre otros.

Especialistas dispuestos a enseñar

Si has escogido bien el local donde vas a abrir una escuela de cocina infantil, debes estar seguro de que los aparatos, electrodomésticos y utensilios necesarios para cada clase sean suficientes para los niños, de manera que cada uno aprenda con sus propias herramientas.

En caso de que el espacio sea limitado, el número de niños debe estar controlado. Nunca sobrepases la cantidad de niños por metro cuadrado, pues se sentirán incómodos, recuerda la máxima del espacio vital de cada persona para sentirse confortable, tranquila y confiada.

Por tratarse de una escuela de cocina nueva en la zona, es probable que los primeros clientes sean hijos de tus familiares o amigos, quienes servirán con el boca a boca para darle publicidad a tu negocio.

Contar con lo necesario y más

Al abrir una escuela de cocina infantil ten en cuenta los aparatos y utensilios útiles e imprescindibles para cada clase, con sus respectivos dispositivos de seguridad, como las hornillas, las cuales deben ser, preferiblemente eléctricas, mesones, microondas, licuadora, procesadoras, amasadoras, hornos, nevera, congelador, freidoras, planchas, lavaplatos, dispensadores de agua caliente, enchufes suficientes.

Además de otros implementos como cuchillos, tablas de picar, rodillos, cucharillas, paletas de madera, moldes para hacer galletas, bandejas, tenedores, vasos, tazas de medir y la indumentaria adecuada (gorros, delantales, guantes), entre otros.

Planificar las actividades

Un plan de trabajo o una agenda de actividades diario es una buena forma de informar, sobre todo a los padres, sobre el programa que desarrollarán profesores y alumnos, de manera que cada uno conozca de qué van las clases, qué tienen para aprender en cada jornada y qué resultados esperar de cada clase. Así mismo, la metodología debe darse a conocer para tranquilidad de todos, y que los padres sepan el valor de las clases, contrastando el avance de los niños, el aprendizaje y la experiencia que van adquiriendo.

Un dato importante es ir tomando nota de las preguntas más frecuentes y las dudas más comunes de los niños, a fin de tener todas las respuestas y satisfacer plenamente su curiosidad. Además, debes tener en cuenta las modificaciones a incluir en las cohortes posteriores. Toma en cuenta las edades de los niños y secciona las clases en grupos etarios, por nivel de dificultad y por el tipo de recetas que se van a preparar; de manera de mantener el negocio con un flujo frecuente de alumnos.

¿Cómo dar a conocer tu negocio?

  • La promoción es un elemento muy importante para echar a andar y mantener el negocio tras abrir una escuela de cocina infantil. En esta era de tecnologías de información y comunicación, nuestros dispositivos son nuestros mejores aliados, claro está, contando con la creatividad a la hora de emitir los mensajes.
  • Es preferible buscar un experto en redes sociales para mantener nuestra promoción, tarea que llevan muy bien los community managers, quienes nos harán ganar seguidores.
  • Identificar la época para hacer la promoción, especialmente para los padres que buscan actividades extracurriculares para sus hijos, generar mensajes que atraigan al público, dar consejos y soluciones a problemas comunes en cuanto a la preparación de recetas y ofrecer tips atractivos que generen interés en el público, son parte del impulso que se debe dar al negocio. Las mejores épocas para hacer una promoción con buenos resultados es durante las semanas previas al verano, pues muchos padres deben trabajar sin saber qué hacer con sus hijos mientras están de vacaciones. Recuerda que muchos padres deberán quedarse trabajando y buscan soluciones creativas y seguras para dejar a sus hijos mientras no val al cole.
  • Crea y diseña una página web que ofrezca toda la información necesaria, y que sea lo suficientemente atractiva como para que los usuarios naveguen y encuentren respuestas a sus preguntas, dudas y curiosidades.

Recuerda considerar aspectos relevantes como:

  • Ubicar una zona en crecimiento y auge económico
  • Acondicionar el local de manera de que se vea cómo, atractivo y bien dotado.
  • Cuida que la decoración y los colores del ambiente sean los suficientemente atractivos, con luminosidad agradable.
  • Trata de planificar actividades en varios horarios, especialmente en época de vacaciones.
Las actividades extraescolares más saludables

Las actividades extraescolares más saludables

Complementar la formación de los niños y sumarles más actividades a su educación escolar y a su rutina es un beneficio que les servirá para el resto de su vida, tanto en el corto como en el mediano plazo. La idea es identificar actividades extraescolares más saludables que incluyan desde deporte, clases de música, baile, pintura, fotografía o aprovechar esa etapa escolar para inscribirlos en una escuela de cocina infantil.

Las actividades extraescolares más saludables

Mente y cuerpo en armonía

Muchos padres optan por inscribir a sus hijos en cualquier deporte, como una de las actividades extraescolares más saludables que se complementan con la educación formal y sirven para mantener el equilibrio intelectual y físico, algo excelente para la etapa de formación, pues mejora los niveles de concentración, coordinación y capacidad de respuesta.

Dentro de estas actividades están la natación, futbol, beisbol, tenis y otras que requieren dedicación y determinación para mantener la rutina y generar hábitos que fortalezcan la personalidad y el temperamento.

Arte y movimiento

Las clases de baile son otra oportunidad de que nuestros niños disfruten de las actividades extraescolares más saludables, considerando que se trata de combinar arte, movimiento, diversión y emoción. Las clases de baile proporcionan coordinación, movimiento constante sin padecer los efectos del esfuerzo, pues los profesionales saben cómo extraer de los pequeños toda su energía y aprovechar el entusiasmo propio de la edad.

Aprender otro idioma

Apuntar a los niños en clases de inglés, alemán o cualquier otra lengua es otra de las actividades extraescolares más saludables y buscadas por los padres, ya que significa, además del dominio de un idioma nuevo, el conocimiento de costumbres y tradiciones de otros países, lo cual enriquecerá su cultura y ampliará sus horizontes en el largo plazo.

Clases de música

El amplio mundo de la música es otra opción que se presenta súper atractiva, considerando que se puede escoger desde el estudio y la ejecución de un instrumento, hasta clases de canto, previa formación académica de teoría y solfeo.

Las clases de música incluyen beneficios como aumentar la memoria, mejorar la atención y la concentración de los pequeños, estimular la habilidad para solucionar problemas de matemáticas, mejorar la expresión corporal, fortalecer el aprendizaje pues estimula el proceso cognitivo, los ayuda a aumentar su vocabulario, mejorar su socialización, estimular la imaginación y la creatividad, entre otros.
Las actividades extraescolares más saludables

Clases de cocina

El auge de las clases de cocina se ha mantenido en los últimos años como una de las actividades extraescolares más saludables, gracias a la cantidad de programas, realitys y demás formas de estimular y aumentar la presencia de niños en la elaboración de recetas. Atrás quedaron los años en los que la cocina era un sitio exclusivo para adultos, pues se creía que estaban expuestos a muchos riesgos estando cerca del fuego, sustancias calientes, aparatos eléctricos, objetos punzantes, entre otros.

Hoy en día, la cocina, que sigue siendo el lugar de encuentro de toda la familia, tiene como protagonistas a los niños, que aunque continúan estando inquietos y curiosos, ahora tienen más cercanía tanto con los utensilios como con los ingredientes, los cuales asocian a la satisfacción, buen gusto y buena salud.

Beneficios de las clases de cocina

Son infinitos los beneficios que tienen las clases de cocina como una de las actividades extraescolares más saludables, considerando que los niños estarán haciendo uso de esa información que redundará en el desenvolvimiento de cualquier etapa de su vida.

Autoconfianza en alza

Un niño que toma clases de cocina aumenta la autoconfianza, pues está participando en actividades que han sido hechas mayoritariamente por adultos; y sienten que pueden hacer tareas que hacían sus abuelos o sus padres.

Mejor comunicación

En la elaboración de una receta, los niños interactúan con los adultos, despejan sus dudas, escuchan atentamente los consejos de los instructores, por lo tanto los niveles de comunicación aumentan, al tiempo que escuchan, razonan y aprenden.

El equipo como forma de trabajar

El trabajo en equipo es otro aprendizaje que fortalece las capacidades de los niños. Saber repartir las tareas, responder a las asignaciones que les dan en la realización de una receta y al final compartir el resultado, son actividades que también mejoran sus relaciones sociales.

Conocer sobre alimentación y salud

Saber qué son los nutrientes, cuáles ingredientes aportan más y en qué proporción se deben consumir son parte de la formación que tienen los niños en una escuela de cocina, así como la necesidad del organismo en consumirlos y las consecuencias de no dárselos, también los cambios que sufrimos cuando nos dedicamos a consumir comida pobre en nutrientes y alta en grasas, azúcar, carbohidratos, sal, etc.

Texturas, sabores, combinaciones

Las características de los alimentos que incluyen texturas, sabores, olores y la mezcla de ellos también son parte de lo que los niños aprenden cocinando en una escuela de este tipo, especialmente porque en cada preparación deben considerarlas y evaluarlas para dar con el punto ideal. En cada clase, los niños conocen y manipulan alimentos variados, tanto crudos como cocidos y congelados, de manera que tienen en sus manos los elementos para aprender haciendo.

Mejoran su motricidad

El uso de los utensilios y herramientas de cocina los ayuda a desarrollar y a tener precisión en su motricidad fina y gruesa, lo cual es esencial en su etapa de crecimiento; además de estar atentos ante los riesgos que puede representar la manipulación inadecuada de algunos instrumentos.

Probar nuevos sabores

Las clases de cocina dan a los niños la oportunidad de probar nuevos sabores, a través de la manipulación de ingredientes que deben combinar, y de la elaboración de recetas que deben ir probando para llegar al sabor adecuado.

Independencia y seguridad

Luego de elaborar recetas, compartir con los compañeros, interactuar y tomar decisiones, los niños se sienten con la suficiente confianza como para tener cierta independencia, lo cual se nota en su desempeño en la vida cotidiana y en el momento en que deben a poner a prueba las nuevas destrezas adquiridas.

Si pensamos que tareas como pelar, cortar, rallar o aderezar no aportan nada a los pequeños, estamos desconociendo las destrezas y habilidades que se desarrollan detrás de todas ellas.

Diversión, degustación y satisfacción

Al final de las clases, cuando ya el delantal sea testigo de los movimientos que hicieron los niños en las aulas de cocina, podrán notar la diversión que hubo tras la preparación de las recetas, lo mismo que ocurrirá cuando degusten el resultado final, que será la satisfacción tanto propia como de sus padres.

¿Qué aprenderemos en un taller de cocina?

¿Qué aprenderemos en un taller de cocina?

Son muchas las razones por las cuales optamos por un taller de cocina, desde la simple curiosidad de estar en un recinto diferente al de la casa, hasta la utilización de ingredientes, utensilios y equipos de cocina de los cuales teníamos poca información o no la suficiente como para aprovecharlos al máximo.

Existen opciones para escoger entre los talleres individuales o unos talleres de cocina en familia, los cuales están diseñados para ofrecerse tanto a los principiantes como a los más conocedores y avanzados del grupo familiar.

¿Por qué es importante un taller de cocina?

En un taller de cocina conoceremos de fuentes confiables, como son los chefs instructores, todo lo que debemos saber acerca de productos, ingredientes, combinaciones, tiempos de cocción, temperaturas y una infinidad de detalles que nos serán útiles. Podemos optar por apuntarnos en grupo o sencillamente los papás, dos hermanos, un par de primos, la combinación tío-sobrino también es ventajosa, abuelos nietos, cuñados, etc., lo ideal es pasar un rato ameno y aprovechar el tiempo para luego poner en práctica esos nuevos conocimientos y sorprender a todos con nuevos sabores.

Por ser talleres prácticos, el provecho es aún mayor, pues aprender haciendo hace que los nuevos conocimientos se consoliden, se fijen en la memoria y nos den las herramientas para enseñarlos a otros.

El nivel de dificultad es otra razón de peso para apuntarnos en un taller de cocina, ya que si tenemos cierta pericia en el arte culinario, podremos aumentar los conocimientos o mejorar y actualizar la información que tengamos para aplicarla a nuevas recetas y preparaciones.

Talleres de cocina en familia

Dedicar un tiempo a la familia en torno a una actividad que más que juntarnos, nos une, es una razón excepcional para apuntarnos en un taller de cocina; no es una excusa, es una suerte que estrechará los lazos y proporcionará beneficios tanto a la salud como al bienestar del grupo familiar, a través de la preparación de comidas sanas, con alimentos frescos y nutritivos, así como con las combinaciones adecuadas para el organismo. A estas ventajas hay que sumar la transmisión de conocimientos a los niños de la casa, quienes están atentos y prestos a aprender cualquier dato que fortalezca su formación, y mantener la tradición de preparar comida casera, de la localidad y del país.

Uno de los objetivos de los talleres de cocina es fortalecer el valor de la unión familiar, su importancia para la salud emocional y física y el equilibrio nutricional tan necesario en tiempos de tanta presencia de comida chatarra.

Aprendices y avanzados pueden inscribirse

Los talleres de cocina están acondicionados para instruir y formar a personas de cualquier edad, tanto aprendices como avanzados y expertos. Para cada grupo se diseñan programas de clases enfocados en temas de interés, y, dependiendo de la edad, se adaptarán los contenidos, de manera de hacerlos amenos,  atractivos y divertidos a alumnos de todas las edades, especialmente los de edad escolar, quienes tienen poca experiencia pero muchas expectativas.

Los conceptos sobre comida saludable, nutrición y la importancia de consumir productos frescos, de temporada y que se produzcan en la localidad, también forman parte de la información que se brinda en un taller de cocina. Los equipos de instructores están conformados por personas reconocidas del arte de la cocina, quienes además tienen las herramientas pedagógicas necesarias para hacer de cada clase una actividad única e inolvidable.

Las familias pueden disfrutar en un taller de cocina del aprendizaje y elaboración de recetas saludables, y de degustar el resultado de su trabajo y puesta en práctica de los conceptos dictados.
¿Qué aprenderemos en un taller de cocina?

Entrenamiento entretenido

Aprender las habilidades de la cocina para recetas de menús diarios, así como conocer de productos e ingredientes en específico, son otros de los temas que aprenderemos en un taller de cocina, y de la mano de expertos, quienes nos darán los tips más interesantes y aplicables en cada preparación.

La elaboración de pescados, la forma de comprarlos, limpiarlos y el acompañamiento ideal, tanto en lo referente al contorno como en la bebida, son datos que obtendremos en un taller de cocina, tomando en cuenta que mejorando el conocimiento aumentarán las opciones para aplicar en las preparaciones las nuevas habilidades adquiridas.

En los talleres de cocina está la oportunidad de aprender haciendo, de forma relajada, divertida y entretenida. Solo se requiere el interés por aprender, la atención para adquirir los nuevos conocimientos, y la determinación para preparar cualquier receta de la que hayamos obtenido la información necesaria.

A nadie le viene mal un taller de cocina, aunque sea un experto, pues siempre habrá trucos que aprender, combinaciones que hacer y descubrir secretos que aplicar para mejorar las recetas, preparar los platos auténticos y comer de manera más natural, sana y casera posible.

Un taller recomendado es el que proporciona datos y detalles para mejorar nuestras recetas con las cuales podamos sorprender a la familia; si la experiencia del taller es con la propia familia, entonces será la oportunidad ideal para conocer a fondo los gustos y preferencias de cada uno de ellos, y tener a la mano lo necesario para satisfacerlos en cualquier momento.

Si se trata de regalar, la opción de realizar un taller de cocina es la ideal, pues estaremos proporcionando las herramientas para que nuestros hijos, primos, sobrinos o nietos, se desenvuelvan de la mejor manera posible en uno de los campos más comunes y necesarios del entorno, como es la cocina y todos sus secretos.

Los talleres de cocina tienen la ventaja de sacarnos de la rutina diaria y ponernos en un contexto que podemos aprovechar de principio a fin, considerando que cada minuto servirá para aprender, interactuar, desenvolvernos con seguridad y, al final, degustar el resultado de la jornada.

¿Más ventajas de los talleres de cocina?

  • Aparte de aprender haciendo
  • Mejorar nuestras propias recetas
  • Conocer nuevos trucos
  • Develar secretos
  • Conocer mejor a la familia
  • Fortalecer las relaciones
  • Comer de manera saludable
  • Conocer la cocina local y tradicional
  • Disfrutar de la cocina casera
¿Por qué elegir nuestra Escuela Virtual?

¿Por qué elegir nuestra Escuela Virtual?

La presencialidad ya no es un requisito obligatorio para aprender a cocinar, o para estar al día con los últimos consejos a la hora de preparar una receta, pues ya la escuela virtual se ha hecho tan cotidiana en cualquier campo, que el culinario no escapa de esta tecnología ubicua con la que podemos seguir paso a paso cualquier entrenamiento. Desde detalles a tomar en cuenta en materia de prevención, como en la manipulación de alimentos o de utensilios para minimizar los riesgos en la cocina, hasta los datos más complejos podemos aprenderlos en una escuela virtual.

Ya montados en la ola de la tecnología, ahora está a la disposición la Escuela Virtual de Kitchen Academy, una novedosa herramienta de la que todos pueden hacer uso en casa, a cualquier hora y solo contando con un dispositivo conectado a Internet. Si se trata de decidir, optar por la escuela virtual de cocina es una recomendación que satisfará cualquier expectativa, contando con expertos, las mejores herramientas tecnológicas y los mejores tips de cocina. Solo falta que escojas el día y la hora.

La escuela virtual de Kitchen Academy

Kitchen Academy se anota en la modalidad a distancia para ofrecer los mejores consejos culinarios, integrados en programas que han sido diseñados para participantes de cualquier edad, incluyendo a los niños, los mejores aliados y quienes mejor se adaptan a la tecnología en la actualidad.

Para quienes quieran aprovechar la tecnología a su favor y sean adictos a los dispositivos y ordenadores, ya está la escuela virtual de Kitchen Academy, institución que ofrece la oportunidad de aprender a cocinar en línea, considerando, además, aspectos como la higiene, la precaución a la hora de manipular utensilios, las combinaciones más atrevidas de ingredientes y un sinfín de datos que enriquecerán tus conocimientos.

Novedades al día

La información que ofrece una escuela virtual de cocina se va renovando cada día a los participantes, para que se mantengan actualizados y bien informados acerca de lo último en preparación de recetas, desde las más sencillas hasta las más complicadas, pasando por la exploración de ingredientes locales, de temporada y las combinaciones que quieran experimentar.

Alimentación sana

La virtualización de contenidos es un paso más hacia la conformación y consolidación del aprendizaje en línea, tomando en cuenta que cada vez tenemos, por un lado, mayor abundancia de tareas que hacer, y, por el otro, las bondades del desarrollo tecnológico para tener nuestra propia escuela de cocina en casa.

Ya no hay excusa para no aprender a cocinar, con la escuela virtual tenemos al alcance de un clic la posibilidad de apuntarnos en un taller de cocina, aprender a cocinar, sacarle más provecho a los alimentos y sus posibles combinaciones y lucirnos preparando menús que incluyan entrada, plato fuerte y postre.

Además, todos los datos relacionados con la alimentación sana, las mejore opciones para dar a los niños, la mejor forma de crearles hábitos alimenticios sanos y nutritivos y fomentarles la mejor disposición ante las comidas hechas en casa.

Ingresa, explora, anótate y forma parte de todo lo que ofrece la escuela virtual para aprender a cocinar sin salir de casa y a cualquier hora del día.

Ya no tienes que esperar a que amanezca, ni movilizarte, ni ir a la estación para trasladarte a tus clases de cocina, pues dispones de todo lo necesario para defenderte en el arte culinario, tomando en cuenta nuestros tips, consejos, recetas y más.

Recetas y preparaciones en línea

Si estás decidido a formar parte de esta aventura culinaria, ya están disponibles algunas recetas como el exquisito risotto cremoso de panceta y setas, o los calabacines rellenos que todos quieren repetir. También tienes la receta de judías verdes y crujiente de jamón, o un chop suey de pollo y langostinos.

Prevención y cuidados en la cocina

La escuela virtual de Kitchen Academy proporciona además una serie de consejos que te mantendrán alejado de los peligros que encierra la cocina, especialmente para los niños, quienes no tienen mucha noción sobre los riesgos que encierran los artefactos eléctricos, los utensilios de cocina y hasta algunos alimentos, que si no sabemos cómo manipularlos podría estar en peligro la salud.

Si de consejos se trata, nunca está de más ahondar en materia de prevención, con consejos como: qué hacer en caso de que nuestra sartén se prenda en llamas, qué medidas tomar para manipular alimentos como caldos calientes, cómo saber si un huevo es fresco, cómo utilizar las tablas de picar, cómo pelar un aguacate, entre otros.

En cuanto a las técnicas, la escuela virtual de Kitchen Academy te enseña las mejores para preparar salsa bechamel, mayonesa, crema pastelera, azúcar glas, baño invertido o batir claras a punto de nieve.

Tips y consejos de nutrición

Si pensabas que estudiar a través del ordenador o utilizando tu dispositivo móvil era imposible para poder incluir todos los contenidos, pues la verdad es que has estado equivocado, ya que la escuela virtual es tan completa que no se escapa ningún detalle susceptible de ser dictado y tratado como tema para mejorar tus conocimientos en materia culinaria.

Los contenidos de la escuela virtual de Kitchen Academy están pensados y diseñados para abarcar todos los aspectos relacionados con la preparación y elaboración de los menús, las mejores combinaciones, la inclusión de los alimentos más adecuados en función de la dieta que necesites llevar, entre otros.

En materia de nutrición, algunos datos relevantes incluidos y disponibles son: los aportes que realmente contienen los superalimentos, las diferencias nutricionales entre el azúcar blanco refinado y el moreno, qué alimentos consumir dependiendo de la estación del año, la importancia de consumir agua durante el día, por qué no se debe consumir sal en exceso, por qué llevar una dieta saludable, entre muchos otros temas.

Descubrir los secretos de los chefs, saber manipular equipos, conocer las frutas y verduras de cada estación, contar con los consejos más adecuados y adaptados a nuestra realidad, entre otras ventajas, también puede hacerse a través de una escuela virtual. Solo faltan dos ingredientes principales: tu determinación y la selección del día y la hora.