1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando…

Team Building de Cocina: La alternativa perfecta

La necesidad del trabajo en equipo dentro de una cocina proyecta los valores que toda empresa busca.

«Si todos se mueven hacia delante juntos, el éxito cuida de sí mismo»

Fue Henry Ford, nada menos, quien acuñó esta frase. El trabajo en equipo es algo que cualquier empresa sabe como vital, como la clave del éxito, pero el problema llega cuando se pretende inculcar este valor a los empleados. Los objetivos personales, los retos individuales, la valoración concreta de cada trabajador eclipsa cualquier intento de visualizar una meta común. Porque, la verdad sea dicha, hoy en día prima el dinero y es complicado convencer a un trabajador de las recompensas y satisfacción de un logro común por encima de nuestro sueldo. Por eso las palabras no son suficientes; por eso siempre se han buscado técnicas para fomentar ese trabajo en equipo, y por eso el Team Building se ha demostrado como una de los más eficaces medios para conseguir que los trabajadores se impliquen en el éxito de la empresa. Sacar del área de trabajo cotidiano a ese equipo, llevarles a una parcela desconocida pero atractiva y que reconozcan sus limitaciones y la necesidad de un grupo para solucionar problemas, y sobre todo,

“Lograr el éxito de una tarea o empresa de forma conjunta es la mejor alternativa para asentar la necesidad de caminar juntos en la misma dirección

Y si buscamos una actividad que hoy en día gana seguidores, que resulte atractiva para la mayoría de las personas y que englobe las principales características de Trabajo en Equipo, nos encontramos con la Cocina. Una actividad que requiere medir recursos, controlar tiempos, repartir y sincronizar tareas, buscar opiniones, consejos y ayuda

Los Team Building de Cocina se presentan como la actividad perfecta para fomentar esa unión. Alcanzar una meta de forma conjunta fortalece las relaciones personales, y si esa meta termina degustando un menú que nosotros mismos hemos elaborado, se conseguirá entre fogones lo que es complicado conseguir en salas de reuniones.

La cocina siempre ha sido el núcleo de la vida familiar y social. Gracias a la cocina y las relaciones que se despiertan alrededor de una mesa, han nacido ideas revolucionarias y resuelto dilemas imposibles. ¿Por qué no trasladar eso a la empresa? ¿Por qué no ir un paso más allá de una simple comida de empresa? ¿Por qué no cocinar juntos y reconocer nuestro logro degustándolo?

Infórmate AQUÍ

Viste también estos artículos...

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *