1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, media: 5,00 de 5)
Cargando…

UN APRENDIZAJE RESPONSABLE

Todos aquellos que de una manera u otra trabajamos con niños, participamos en su desarrollo o maduración, o simplemente intervenimos circunstancialmente en alguna de sus innumerables experiencias y vivencias, disponemos de una oportunidad no siempre aprovechada.

Oportunidad, responsabilidad, consciencia o capacidad de aprovechar ese hecho para inculcar conocimientos, valores, comportamientos y actitudes socialmente relevantes.

Sin querer convertirnos en el exponente de nada, ni en la referencia de nadie, en Kitchen Academy somos conscientes del granito de arena que podemos aportar a la Sociedad a través de nuestros niños.

Mientras en una parte del mundo experimentamos con la comida, vivimos la cocina como un hobby, y la convertimos en un fenómeno mediático, de vez en cuando algún telediario nos recuerda qué para otra parte del mismo mundo, su escasez no es sino la causa de una muerte temprana.

Por difícil que parezca debido a la relativo de las experiencias vitales, no deberíamos permitir que nuestros niños sean más infelices por lo que no tienen, que lo contrario por TODO lo que no les falta.

En Kitchen Academy los niños pronto aprenden que expresiones como “que asco” no sólo es impropia de la actividad en la que están inmersos, y que actos como llenar el plato más allá del apetito que uno tenga, supone tirar a la basura lo que para otros sería un manjar.

Una escuela de cocina puede y debe ser, un espacio dónde niños cocinillas se desarrollen también como personas responsables y adquieran comportamientos de los que en un futuro puedan presumir.

Los entornos dónde la motivación de los niños es alta (sin duda lo es una clase de cocina dónde disfrutan sobremanera), el aprendizaje aumenta de manera exponencial. Cuando un niño se divierte, atiende y entiende, APRENDE.

Aprovechémoslo!

Viste también estos artículos...

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *